Fallas y problemas más comunes con el Saab 9-3

En este post te contaremos sobre las fallas y problemas más comunes con el Saab 9-3. Pon atención a los síntomas y prevén descomposturas que podrían afectar tu bolsillo.

El Saab 9-3

Este vehículo fue producido entre 1998 y 2010. En su primera generación, fue construido por la empresa sueca Saab, que paso a manos de General Motors en el año 2000. La segunda generación (2003-2010) ganó diversos premios en Europa por sus altos estándares de seguridad. Comparte plataforma con los siguientes autos de GM:

Primera generación (1998-2003)

  • Plataforma GM2900
  • Chevrolet Vectra
  • Opel Vectra
  • Saab Ng900
  • Saturn L5
  • Vauxhall Calibra

Segunda generación (2003-2010)

  • Plataforma GM Epsilon
  • Chevrolet Malibu
  • Cadillac BLS
  • Pontiac G6
  • Fiat Croma

Toma en cuenta esta información a la hora de comprar refacciones. Por otro lado, es importante saber que a partir del año 2012 GM vendió Saab al grupo National Electric Vehicle Sweden AB, que tiene producción en Suecia y China. Vehículos bajo el nombre de Saab posteriores a esta fecha tienen una plataforma y motor distinto.

Fallas y problemas más comunes con el Saab 9-3

Ahora sí, hablemos de algunas de las fallas y problemas comunes del Saab 9-3 que podrían afectarte.

Fallas de la primera generación

Unidad de control de ignición

Una de las primeras modificaciones que GM realizó sobre el Saab 9-3 es la incorporación de elementos electrónicos. En ese sentido, una de las principales fallas de los modelos 2000 es la unidad de control de ignición. Dicha unidad está encargada de generar el voltaje necesario desde la batería hacia las bujías.

Banda serpentina

La banda serpentina o banda en v está encargada de generar el movimiento con el que el alternador genera energía para el resto del motor. Si no funciona correctamente, la batería no se recarga y otras partes como el aire acondicionado dejarán de funcionar.

Pistones en mal estado

Los pistones están encargados de generar movimiento hacia el cigüeñal luego de la combustión interna. Existen varias razones por las que se pueden descomponer. Por ejemplo: que se salen de su lugar o se encuentran descalibrados, mira más información aquí. En el caso del Saab 9-3, el síntoma se da cuando el auto comienza a pararse sin razón aparente, incluso a dar sacudidas en medio del manejo cotidiano.

Fallas de la segunda generación

La segunda generación del Saab 9-3 también tiene problemas relacionados con el motor. Especialmente en el caso del modelo 2008, aunque dichas fallas pueden presentarse en el resto de años producidos.

Cilindro que no realiza su función

Recordemos que los autos son de 3, 4 o 6 cilindros dependiendo de los “huecos” que tengan para pistones. Todos ellos conforman la cámara de combustión interna. En ese sentido, puede que algún cilindro no esté realizando la combustión adecuada, causando falta de poder en el auto o vibraciones que se sienten hasta el volante.

Como en el caso de la generación anterior, puede tratarse de un pistón en mal estado. Sin embargo, en el caso de estas ediciones el problema suele estar en las válvulas de admisión y escape. Esto puede ocasionar una mala mezcla aire-gasolina y tener otras repercusiones en el auto, como el aumento en el consumo de combustible.

Frenos y computadora

Otra de las fallas y problemas más comunes del Saab 9-3 tiene que ver con el sistema de frenado. Muchos usuarios han reportado que sus autos no frenan adecuadamente, incluso tienen que utilizar el freno de emergencia en ocasiones. Sin embargo, el problema no suele estar en los frenos en sí mismos, sino el sistema electrónico de frenado.

VER Diferencias entre ECU, ECM y PCM

En ese sentido, la falla suele estar en la ECM (Módulo de Control Electrónico) que es un tipo de computadora automotriz. Dicha computadora controla los frenos, la transmisión y otros aspectos del funcionamiento del auto que no son la combustión interna. Una desconfiguración, accidente o sobrecarga puede afectar el funcionamiento. La falla es difícil de diagnosticar, pues el sistema mecánico de los frenos suele estar en perfecto estado. Los frenos incluso suelen funcionar sin ningún problema y sólo fallar intermitentemente, lo que lleva a muchos dueños a no prestar atención a estos síntomas.

¿Tienes un Saab 9-3 y necesitas asesoría?

No dudes en acercarte a los expertos de Doctor Auto si tu auto Saab tiene estas u otras fallas. Acude a cualquiera de nuestras sucursales o haz una cita aquí, resolveremos todas tus dudas.

Con información de Your Mechanic, Car Complaints y Auto Tap

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?